7 ideas para el diseño y la decoración de los baños pequeños

Ideas para crear espacios sostenibles y creativos
1 agosto, 2019
disenadora-de-interiores-granada-espana
5 Tips para acondicionar una oficina en casa
1 octubre, 2019

Te has preguntado alguna vez ¿qué significa el cuarto de baño para ti? ¿El área más pequeña de tu casa? ¿Un espacio para esconder? ¿Un espacio sin importancia? ¿O todo lo contrario?

A lo largo de la historia el baño ha sufrido muchas transformaciones en su concepto, creencias, ubicación y áreas destinadas para su uso.

En la mayoría de las civilizaciones antiguas las necesidades corporales eran consideradas como indecorosas, de carácter privado y destinadas a realizar lejos de la vivienda.  Por esta razón durante muchos siglos el cuarto de baño fue ubicado fuera de las residencias equipado básicamente por una o varias letrinas.  Las duchas se tomaban en baños y piscinas públicas.

Sobre el siglo XIX el baño se empezó a asociar con la higiene, la limpieza y la prevención de enfermedades.  Fue así como los propietarios de vivienda empezaron a pedir a los arquitectos la inclusión de estos espacios dentro de sus casas.  Durante mucho tiempo se le destinaron grandes áreas ya que tener baños grandes era sinónimo de status y riqueza.

A finales del siglo XIX empezaron a aparecer las viviendas verticales donde los baños perdieron área y dejaron de tener tanta importancia.  Fueron desplazados por las zonas sociales a las que se le dedicaba toda la atención, como el salón y el comedor.

Sin embargo el constante desarrollo tecnológico ha tenido un alto impacto en la arquitectura moderna lo que ha permitido el renacer de estos espacios.  Hoy en día el baño aunque sigue ubicándose en áreas reducidas es un lugar especial y destacado de la casa y sus posibilidades son infinitas.  No sólo en cuanto a diseño y decoración, sino por la constante evolución de las instalaciones sanitarias, los acabados, las posibilidades de iluminación y la actual incorporación de la tecnología.

Los baños se han convertido en la prioridad entre los clientes que quieren remodelar y ampliar sus viviendas.  Junto con las cocinas es donde vuelcan buena parte de su presupuesto. Igual sucede con la vivienda nueva.

Y es que aunque el baño parece el espacio más simple de la casa, es allí donde realizas las necesidades fisiológicas, el aseo personal, el cuidado de tu salud, el cuidado de tu presencia personal y hasta buscas momentos de relajación.

Así que lo ideal si no puedes ampliar su área es aprovecharla con trucos y detalles que te permitan usar la mayor cantidad de área útil y percibirlo como un espacio amplio, estimulante y hermoso.

¿QUE IDEAS DE DISEÑO Y DECORACION PUEDES UTILIZAR?

Lo primero que tienes que saber es que la simplicidad, la sencillez y la ligereza de los elementos que utilices en tu baño son fundamentales en el resultado.  Casi podemos hablar de rozar el estilo minimalista para conseguir los espacios funcionales, amplios y cómodos que estás buscando.

1. TONOS CLAROS Y NEUTROS CON SUTILES CONTRASTES DE COLOR.
La forma en que utilices el color en las paredes, en el cielo raso y el piso puede alterar dramáticamente la apariencia de las proporciones del espacio.  Puedes modificar el largo, ancho y alto de una habitación con el uso del color.

Los colores claros, neutros y fríos tienden a alejar y empujan hacia atrás los muros, el piso y los techos. También reflejan y potencian la luz haciendo sentir más especioso un ambiente.  Lo contrario sucede con los colores cálidos y oscuros.  Por esta razón lo recomendable para los baños pequeños es que uses los tonos que proporcionan amplitud tanto en la pintura como en los enchapes.

Un detalle de color le dará personalidad al espacio pero por el reducido tamaño de tu baño no debe ser exagerado ni estar en todo el recinto sino cuidadosamente estudiado para que destaque sin influir en la percepción del área.  También puedes incluir algunos toques de color en los accesorios decorativos.

2. ACABADOS, MUEBLES Y ACCESORIOS PROPORCIONALES AL ESPACIO.
La escala en el diseño interior es la relación dimensional entre el espacio y los objetos ubicados dentro de él.  Percibimos las dimensiones espaciales con relación al tamaño de los elementos que lo conforman, así que si conservas la proporción entre estos dos podrás mantener la coherencia y la armonía del espacio.  Si tu baño es pequeño debes equiparlo con elementos también pequeños.

En el mercado encontraras variedad de sanitarios compactos que pueden llegar a medir hasta 6cm menos que un sanitario promedio y suspendidos que le darán una continuidad visual al enchape del piso lo cual aumentara la sensación de amplitud visual.  También hay lavamanos en pequeños formatos que pueden adaptarse fácilmente a muebles de pequeñas dimensiones.  Lo ideal sería que mandaras a hacer los muebles a medida y lo más funcionales posible para que aproveches hasta el último centímetro.

Contrario a lo que muchas personas piensan los formatos grandes y más si son horizontales en los enchapes ayudan mucho a la percepción de amplitud y limpieza en los pequeños espacios.  Sin embargo debes mantener la proporción con el área.  El tamaño ideal de acabados para ambientes de poca área es de 30cm x 60cm o 45cm x 90cm.

3. ALMACENAMIENTO, ORDEN Y LIMPIEZA.
Abarrotar los espacios de objetos y más aún si no están ordenados siempre hará que los ambientes se perciban muy pesados, oscuros y mucho más pequeños de lo que realmente son.

Hay muchos elementos que necesitas tener a la mano en el uso diario del baño como toallas, papel higiénico, secador de cabello, cepillos, implementos de aseo, ropa, maquillaje, etc.  Para ayudar a que estos implementos no conviertan tu cuarto de baño en un espacio visualmente más pequeño de lo que realmente es necesitaras almacenamiento, orden y limpieza.

Los muebles multifuncionales, con poca profundidad, repisas y puertas de vidrio son muy prácticos para este fin.  En lo posible usa muebles suspendidos que mantengan el suelo despejado y diseños horizontales de líneas rectas.  También puedes usar accesorios plegables o que fácilmente se puedan esconder.

Aprovecha todos los rincones posibles para almacenar sin recargar el espacio.  Para evitarlo puedes mimetizar el mobiliario pintándolo en el mismo tono de las paredes y usando el vidrio.

El almacenaje vertical también puede ser una buena opción ya que te permite aprovechar toda la altura del espacio y si lo diseñas de poca profundidad evitaras su peso visual.

4. MAXIMIZAR LA ILUMINACION.
La iluminación en cualquier espacio es fundamental.  Pero si hablamos de espacios reducidos como un cuarto de baño cobra aún mayor importancia.  La iluminación está directamente relacionada con la amplitud y el confort de los espacios.  Es por esto que si tienes poca área debes dedicar especial atención a este aspecto.

Lo ideal sería que tuvieras una fuente de luz natural en el ambiente pero si no es así también puedes ayudarte con la luz artificial.  Sería importante que te fijes en la forma como la luz golpea los muros al momento de seleccionar los colores que le aplicaras al baño.  No es lo mismo que la luz golpee en un muro blanco reflejando luminosidad en todo el espacio a que golpee sobre un muro rojo lo cual reflejara un tono cálido que reducirá la percepción de amplitud espacial.  También debes evitar elementos como cortinas gruesas y oscuras, muros altos y acabados rugosos y ásperos que obstaculicen el paso y el rebote de la luz.

Otro truco muy interesante para maximizar la iluminación del baño es pintar de blanco el marco de la ventana y colocar un espejo grande de espaldas a esta.  Los acabados brillantes o satinados también son de gran ayuda igual que la iluminación artificial en las esquinas.

5. REDEFINIR LOS ESPEJOS.
Los espejos además de multiplicar y dar continuidad visual a los espacios reflejan la luz tanto natural como artificial lo que ayuda a aparentar unos metros de más.

Una de las tendencias durante muchos años fue la instalación de espejos de poca área y marcos gruesos y ostentosos.  Esto no favorece a los baños pequeños ya que no reflejan ni el espacio ni la luz y sus marcos recargan el diseño del ambiente.

Por el contrario lo apropiado es que instales directamente sobre un muro espejos grandes y sin marco dando ligereza al diseño y multiplicando la sensación espacial.  Si adicionalmente los instalas flotados y retroiluminados además de ahorrar en iluminación le inyectaras modernidad al ambiente.

6. EL VIDRIO COMO ELEMENTO DIVISORIO.
Los muros no son la mejor opción como elementos divisorios en los espacios reducidos porque te quitan centímetros que podrían serte muy útiles. Una buena solución es usar el vidrio en su reemplazo.

El vidrio además de tener mucho menos espesor tiene transparencia lo que te permite ver a través de él y percibir el espacio con mayor amplitud. Esta característica se ve maximizada si además usas la menor cantidad de perfilería posible.

Por seguridad el vidrio recomendado para las duchas es el vidrio templado por su dureza y resistencia.

Los fabricantes han desarrollado varios tipos de vidrio muy interesantes para las puertas y mamparas de las duchas.  Podrás encontrar en el mercado vidrios transparentes, vidrios traslucidos, vidrios con diseños y texturas, vidrios de colores, vidrios serigrafiados, vidrios con diseños especiales y personalizados, etc.  Una amplia variedad de opciones para personalizar el diseño y transformar el estilo de tu baño.

7. MAMPARAS, PUERTAS Y VENTANAS CORREDIZAS
Los sistemas corredizos son la mejor opción para optimizar los espacios sobre todo si estos son pequeños. Cualquier centímetro que ganes puede hacer una gran diferencia.

Mientras las puertas y ventanas convencionales necesitan un área de barrido de mínimo 90 grados para su apertura y buen funcionamiento reduciendo el espacio útil disponible hasta en 1 metro cuadrado, las corredizas liberan este espacio usando únicamente el muro sobre el cual están montadas.

Estos sistemas corredizos los puedes encontrar tanto para las puertas de las mamparas de la ducha, como para las puertas de ingreso y las ventanas de los baños. El mercado te ofrece variedad de diseños, colores y texturas.

EN CONCLUSION

No importa que tus baños tengan poca área, siempre podrás aprovechar y maximizar todas sus posibilidades. La asesoría de un buen profesional, el ingenio y la creatividad te ayudarán a convertirlo en un espacio amplio, cómodo y funcional.

Abrir chat
¿En que puedo ayudarte?